Meta: 

Devolverles a las comunidades y a la naturaleza, para el año 2020, una cantidad de agua igual a la que usamos en nuestras bebidas terminadas.

Progreso: 

Logrado. Estimamos que en el año 2015 logramos compensar 115 por ciento (191 mil 900 millones de litros) del agua utilizada en nuestro volumen mundial de ventas.

---

En el año 2015, el sistema Coca-Cola (la Compañía y nuestros socios embotelladores) alcanzamos el objetivo propuesto para el año 2020: devolverles a las comunidades y a la naturaleza toda el agua que utilizamos en nuestro volumen global de ventas (los productos de Coca-Cola incluyen las bebidas de las máquinas dispensadoras). Y lo logramos cinco años antes. Con base en los proyectos globales del sistema Coca-Cola para el reabastecimiento de agua que se evaluaron en 2015, el sistema está compensando el equivalente a alrededor de 115 por ciento del agua que se utiliza en nuestro volumen global de ventas. El resto del agua que usamos en nuestras instalaciones y procesos de producción es devuelto a las comunidades mediante aguas residuales tratadas.


En el año 2005 empezamos con nuestro programa para el reabastecimiento de agua, y hemos trabajado con las comunidades, los gobiernos y socios acreditados para delegar y apoyar proyectos que aborden necesidades locales relacionadas con el agua, desde acceso al agua potable hasta la protección de cuencas y agua para uso productivo. En 2015, la compañía devolvió 191 mil 900 millones de litros de agua mediante 248 proyectos comunitarios en 71 países.

Alcanzamos nuestro objetivo de reabastecimiento de agua a través de diversos proyectos comunitarios enfocados a nivel local, los cuales con frecuencia surgieron de las evaluaciones de la vulnerabilidad de las fuentes de agua (SVA por sus siglas en inglés) llevadas a cabo para cada una de nuestras plantas embotelladoras. Los planes de protección para las fuentes de agua (SWPP por sus siglas en inglés) han sido desarrollados para afrontar las vulnerabilidades que se han detectado en una comunidad determinada y para conducir a muchos de nuestros proyectos comunitarios conjuntos relacionados con el agua. Muchos de los proyectos que apoyamos se llevan a cabo en colaboración con las comunidades locales, los gobiernos y otros socios acreditados. La búsqueda de estas sinergias entre nuestra protección de las fuentes de agua y los programas de reabastecimiento nos permite identificar e implementar proyectos que apoyen la sostenibilidad de las cuencas hidrográficas locales y de las comunidades, al mismo tiempo que mitigan los riesgos para nuestro negocio.

Por lo general, los proyectos en los que participamos tienen al menos uno de los cuatro objetivos:

  • Mejorar el acceso al agua potable y al saneamiento;

  • proteger las cuencas hidrográficas;

  • abastecer agua para uso productivo; y / o

  • educar y crear conciencia sobre la problemática del agua, incluyendo la participación en la política de aguas.

En muchos casos, los proyectos también permiten mejorar los medios de subsistencia locales, ayudan a las comunidades a adaptarse al cambio climático, optimizan la calidad del agua y mejoran la biodiversidad.

Nuestros proyectos de reabastecimiento se llevan a cabo con la experiencia y el apoyo de muchos socios elementales como WWF, USAID, The Nature Conservancy, Water for People, ONU-Hábitat, y el Programa de Desarrollo de las Naciones Unidas (PNUD). A la fecha, se estima que nuestras iniciativas para mejorar el acceso al agua y el saneamiento por sí solas han beneficiado a cerca de 3 millones de personas. Para más información sobre algunas de nuestras principales alianzas por el agua, visita nuestra página de socios por el agua.

Reabasteciendo más allá de nuestra meta

Cumplir con nuestro objetivo para el año 2020 de reabastecer el agua que utilizamos no significa que consideremos que nuestra labor por el reabastecimiento haya concluido. Nuestro propósito es seguir devolviendo el agua que utilizamos a través del tiempo, un desafío complejo e interminable.

Seguiremos trabajando por la sostenibilidad de nuestros proyectos comunitarios de agua para asegurar que continúan brindándoles a las personas y a la naturaleza los beneficios esperados. También es posible que debamos seguir implementando nuevos proyectos para mantener el nivel de reabastecimiento a medida que nuestro negocio crece. Y, en ocasiones, comenzaremos y participaremos en nuevos programas de reabastecimiento porque es lo que hay que hacer.

Invertimos y apoyamos proyectos comunitarios de agua en los países y territorios donde existe una necesidad evidenciada y contamos con los recursos y las oportunidades de asociación para causar un impacto perdurable. Si bien hemos cumplido nuestro objetivo de reabastecimiento, no tenemos programas activos en todos los países donde operamos y continuaremos evaluando las áreas donde son necesarios nuevos proyectos. A medida que cambian las circunstancias, podemos empezar programas de agua en nuevas áreas, expandiendo nuestros esfuerzos de reabastecimiento.

Si deseas conocer más detalles sobre nuestra labor de reabastecimiento de agua, te invitamos a leer el post que hicieron recientemente en el blog nuestra Directora Ejecutiva de Sostenibilidad y el Director Principal de nuestro Programa Global para el Manejo del Agua.

Nota: Además del agua utilizada en nuestro volumen de producto (151 mil 100 millones de litros), muchos de nuestros clientes venden bebidas de máquinas dispensadoras que agregan agua cuando se vierten en sus instalaciones. Eso representa otros 14 mil 900 millones de litros de agua que se usan a nivel global. Incluimos este dato en nuestro volumen de reabastecimiento global. Eso significa que 166 mil millones de litros de agua reflejan nuestro volumen global de ventas usado para calcular nuestro progreso total en cuanto a reabastecimiento.

La cuantificación del reabastecimiento: Una metodología en evolución

The Nature Conservancy, con el apoyo de LimnoTech y de The Global Environment & Technology Foundation, nos ayudó a desarrollar metodologías para calcular el volumen de agua que hemos devuelto, utilizando un enfoque que se basa en herramientas y metodologías ampliamente aceptadas. Un documento conjunto, revisado por expertos, que explica este contexto y la aplicación, se puede encontrar aquí (en inglés). Para más información sobre cómo cuantificamos el reabastecimiento, te invitamos a leer nuestro informe, Quantifying Water Replenish Benefits in Community Partnership Projects.

Los programas de reabastecimiento se implementan en las áreas donde existe una necesidad mayor y contamos con los recursos y la oportunidad de establecer alianzas para causar un impacto duradero. El agua no siempre es devuelta al acuífero de donde se tomó originalmente, aunque en muchas ocasiones si es así. Los proyectos son planeados y ejecutados en alianza con los gobiernos, la sociedad civil y otros integrantes del sector privado. Nosotros sólo calculamos el crédito de reabastecimiento para las porciones del programa que son directamente financiadas o creadas por el sistema Coca-Cola. Los cálculos de reabastecimiento pueden evolucionar con el tiempo a medida que adquirimos ideas prácticas en los resultados del proyecto y más compañías adoptan programas similares.

La huella hídrica del cultivo de los ingredientes agrícolas que utiliza el sistema Coca-Cola no está incluida en nuestro objetivo de reabastecimiento de agua. Sin embargo, las prácticas sostenibles que se relacionan con el agua son parte de los Principios Rectores de Agricultura Sostenible que Coca-Cola exige a sus proveedores.