¡No hay nada mejor que una mesa de café llena de deliciosos bocadillos, bebidas y memorables golosinas!

Estoy a punto de compartir con ustedes una de mis recetas favoritas, la cual combina Coca-Cola, con el deliciosamente pegajoso queso Brie fundido dentro de un suave pastelillo de pasta de hojaldre. Es un bocadillo súper simple que no los defraudará.

Cada bocado de este aperitivo es tan ligero como el aire y está delicadamente rociado con un dulce glaseado de Coca-Cola, fuera de este mundo.  

¡Sorpréndelos a todos!

Receta

Ingredientes

Porciones: 24

  • 1 paquete de piezas de hojaldre

  • 1 rueda de queso Brie, sin la corteza

  • 1 taza de Coca-Cola

  • 1 ½ taza de azúcar moreno

Direcciones

  • TIEMPO TOTAL: 40 minutos

  • Tiempo de preparación: 5 minutos

  • Tiempo de cocción: 35 minutos

  1. Coloque las piezas de hojaldre en una bandeja y hornee según las instrucciones del empaque. Aparte. Mientras los pasteles se hornean, prepare el glaseado de Coca-Cola: mezcle la Coca-Cola y el azúcar moreno en una cacerola y lleve a ebullición. Reduzca a fuego lento durante unos 30 minutos, o hasta que espese. Revuelva ocasionalmente. Corte la rueda de queso Brie en pequeños cubos que quepan dentro de los pasteles. Necesitará un cubo para cada pastel. Cuando estén listos, rellene cada pieza con un cubo, y luego colóquelos de vuelta en el horno tibio hasta que el queso se derrita. Ahora, unte glaseado de Coca-Cola en cada pastel y sírvalos. Confíe en mí, ¡se pondrán mejores con el tiempo a medida que el glaseado se vuelve casi como caramelo! ¡A disfrutar!

     

    Sobre la autora

    Amy Erickson es la voz tras Oh, Bite It.  Sus divertidas y únicas creaciones culinarias son, en su mayoría, accidentes felices. Ella no tiene estudios como chef y no toma la comida con demasiada seriedad. Ella simplemente encuentra divertido mantener el interés en la cocina.Amy es una de nuestras cuatro blogueras de The Opener, una red exclusiva, sólo para colaboradores invitados, que llevará lo mejor de la comida, la cultura y la escritura novedosa a las páginas de Coca-Cola Journey.