En los 19 años que tengo de estar en los Archivos de Coca-Cola, debo haber dicho miles de veces la línea: "Coca-Cola se sirvió por primera vez el 8 de mayo de 1886 en la Farmacia Jacobs", cada vez que he hablado sobre la historia de la bebida.

Con la repetición constante, la Farmacia Jacobs se había convertido en una "cosa" en vez de un lugar o una tienda manejada por una familia. Este año, para nuestro 130 aniversario, quería profundizar un poco y presentarles al Dr. Joseph Jacobs, fundador de la Farmacia Jacobs.

Dr. Joseph Jacobs.

Crédito: Centro Histórico de Atlanta.

 


Originario de Jefferson, Ga., Jacobs estudió con el Dr. Crawford W. Long, el médico de Jefferson que descubrió el uso del éter como anestésico. Long fue fundamental para garantizar la aceptación de Jacobs en la Universidad de Georgia. Después de graduarse, Jacobs continuó su educación en la Facultad de Farmacia y Ciencias de Filadelfia, antes de regresar a Atenas, Ga. para abrir The Athens Pharmaceutical Company. El crecimiento de Atlanta atrajo a Jacobs a la ciudad, y se trasladó allí en enero de 1884 y compró la Farmacia Taylor ubicada en Five Points, en el centro de Atlanta.

En 1929, el Dr. Jacobs escribió un artículo para Drug Topics, una revista de la industria para el negocio farmacéutico. El título del artículo era "Cómo gané y perdí el interés en Coca-Cola."  En este, Jacobs describía la fuente de soda en su edificio.

"En el lado derecho de la entrada había una fuente de soda que manejaba Willis Venable, con la ayuda de su hermano, John Venable, y su hijo Edward Venable, (actualmente, uno de los encargados de restaurantes líder en Atlanta.) La fuente contaba con una reputación maravillosa y era un gran negocio. En promedio, la venta de las diversas bebidas generaba $ 150.00 al día. "Como era costumbre en esa época, las fuentes de soda a menudo se organizaban en espacios que se alquilaban a los propietarios de farmacias. Este era el caso de Venable y Jacobs”.

Es importante tener en cuenta cómo eran las farmacias en 1886. Eran más como tiendas generales que también dispensaban medicamentos. Abiertas a hombres y mujeres, con frecuencia las farmacias eran sitios de reunión donde las personas se ponían al tanto de las novedades del día, compraban sus artículos y disfrutaban un rato en la fuente. La Farmacia Jacobs fue una de las principales farmacias en Atlanta.

En parte, la razón de su popularidad se debía a las innovadoras prácticas comerciales del Dr. Jacobs. Jacobs fue uno de los primeros comerciantes minoristas de Atlanta que ofreció descuentos en sus productos. Como historia interesante, la moneda de menor valor utilizada en Atlanta después de la Guerra Civil fue el níquel. Jacobs vio una oportunidad y compró $ 300 en monedas de un centavo en la Casa de la Moneda en Washington, y comenzó a ofrecer descuentos de $ 1 a .98 centavos en sus artículos para poder dar cambio. Los descuentos atraían a los clientes, pero enfurecían a los competidores hasta el punto de que Jacobs se convirtió en el blanco de amenazas y demandas. Jacobs se apegó a su estrategia y, a medida que el enojo hervía a fuego lento, la moneda llegaba para quedarse en Atlanta.

Como Jacobs escribió en un artículo en 1929, una vez, por un corto periodo, fue co-propietario de la Compañía Coca-Cola. Willis Venable le había comprado al inventor de la Coca-Cola, Dr. John Pemberton, una acción de co-propiedad. Con esa compra, Pemberton se quedó con una parte, pero también recibió una regalía por galón de parte de Venable. Venable estaba  escaso de dinero, pues estaba construyendo una casa en el West End de Atlanta. Para recaudar fondos, Venable le vendió su parte de la fórmula a Jacobs a cambio de un adelanto de efectivo.

En este punto, Asa Candler entra en la historia. Jacobs y Candler eran muy reconocidos como dos de los principales farmacéuticos de Atlanta. Asa incluso hizo arreglos para que su hijo, Charles Howard Candler trabajara en la Farmacia Jacobs para que aprendiera el negocio. Candler expresó su interés en el negocio farmacéutico, y Jacobs le dijo que sabía poco de Coca-Cola y que deseaba disponer de su participación en el producto. Ambos llegaron a un acuerdo en el que Candler le dio a Jacobs una participación en una fábrica de vidrio a cambio de su participación en Coca-Cola. A su vez, Candler, compró la parte de Pemberton y pronto tomó el control total de la compañía.

Jacobs Drug Store en el cruce de la calle Peachtree y Roswell Road, en el corazón de Buckhead, alrededor de 1944.

 

"Después de cederle mi participación en Coca-Cola al señor Candler, nunca tuve nada más que ver en ella, lo que evidencia mi pobre juicio", escribió Jacobs. Pero eso no le hace  justicia a su éxito como líder de negocios. Desde su única tienda en Five Points, Jacobs siguió expandiendo su negocio y se convirtió en el propietario de farmacias líder en la ciudad. En el momento de su muerte en septiembre de 1929, Jacobs tenía ocho tiendas en Atlanta. Su hijo, Sinclair Jacobs, también farmacéutico, continuó con el crecimiento de la cadena hasta que hubo 21 tiendas en el Sur. Después de la Segunda Guerra Mundial, Sinclair le vendió la cadena a Revco Drugs.

Joseph Jacobs era miembro de The Temple y muy respetado en la comunidad. Su hijo Sinclair fue presidente de The Temple durante la década de 1940. La familia tenía una finca de 40 acres en Roswell Road al norte de Buckhead. Sinclair murió en 1977. Su hijo, Tory, se mudó a Miami, donde falleció en 2011.

Aunque la ubicación original de la Farmacia Jacobs en Five Points es cosa del pasado, todavía puedes tener una idea sobre la familia visitando el Cementerio Histórico de Oakland en Atlanta para ver el Mausoleo Jacobs, uno de los primeros y más finos de la ciudad.

Así que la próxima vez que leas o escuches la frase, "Coca-Cola se sirvió por primera vez el 8 de mayo en la Farmacia Jacobs," espero que tengas una opinión más completa sobre Joseph Jacobs.

Ted Ryan es Director de Comunicaciones Patrimoniales en la Compañía Coca-Cola.