12 mil personas tienen un mejor acceso al agua con la construcción de 9 sistemas de almacenamiento de agua en 9 comunidades cercanas al Volcán Fuego. Esta iniciativa es impulsada por la marca de agua Dasani, de la Compañía Coca-Cola y es parte del movimiento Cada gota cuenta Guatemala.

La inversión realizada por Fundación Coca-Cola y Coca-Cola Company se produjo luego de la emergencia de hace un año, ya que los habitantes de Panimaché I, Panimaché II, Los Yucales, Morelias, El Porvenir, Santa Sofía, Ceylán, Guadalupe-El Zapote y La Rochela, de los departamentos de Chimaltenango y Escuintla, pasaron al menos 15 días sin agua potable, pues a la que tenían acceso no cumplía con los parámetros adecuados para el consumo humano.

El trabajo consistió en la construcción de 10 tanques de captación y distribución de agua, uno por cada comunidad beneficiada. Los 9 proyectos en conjunto interconectan más de 5000 metros de tubería que ayudan a que el agua llegue a todas las comunidades de igual manera. Además, se instaló un sistema de cloración, por cada proyecto, que ayudará a que el agua sea mucho más segura. El agua se sometió a análisis de laboratorio de calidad , antes y después del proyecto para garantizar que fuera totalmente segura.

Los pobladores fueron parte importante del proyecto, ya que colaboraron con los trabajos de mano de obra y otras gestiones para que los sistemas fueran instalados en el tiempo determinado. 

Las comunidades beneficiadas están localizadas a una distancia de entre 7 y 12 kilómetros del cráter del Volcán de Fuego, por lo que luego de la erupción fueron de las aldeas más afectadas por la falta del vital líquido. Antes del sistema estas zonas solo recibía agua durante 2 o 3 horas y debían almacenar esa agua en tanques de cemento, construidos por ellos mismos, que no eran aptos para esa función. El nuevo sistema ahora suministra el agua durante las 24 horas del día.   


El proyecto se ejecutó con el apoyo de las fundación ALIARSE y Mancuerna local. Para la ejecución se tomó como base la información recabada después de la emergencia, producto de las reuniones de trabajo entre las municipalidades de Escuintla y San Pedro Yepocapa, el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS), la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (CONRED) y los Consejos Comunitarios de Desarrollo (COCODES) de los municipios beneficiados, lo cual permitió identificar que el agua potable era una de las principales carencias en las comunidades.

Te puede interesar: Seis proyectos darán agua de calidad a más de 20 mil guatemaltecos

Como parte de la iniciativa se han llevado a cabo análisis de la calidad del agua, los cuales indican que el agua es segura para consumo humano. Además, las cifras muestran que se han reducido las enfermedades en las comunidades por las obras de infraestructura que cuentan con sello sanitario que impide la filtración de ceniza volcánica o cualquier contaminante externo.

Este movimiento de Dasani ya ha beneficiado a 8 comunidades ubicadas en los municipios de Puerto Barrios y Punta Manabique en Izabal y a 9 comunidades de Palestina de los Santos en Quetzaltenango.