El rol de las mujeres viene evolucionando en la sociedad y en el mundo del trabajo con fuerza renovada, aunque muchas veces las exigencias del mundo corporativo presentan retos a la hora de conciliarlas con las necesidades de la vida en familia. Sin embargo, cada vez más mujeres logran altos estándares ejecutivos en las compañías sin renunciar al sueño de tener hijos o formar una familia. En esta nota te contamos casos reales de mujeres de la Compañía Coca-Cola en la región, sus experiencias y aprendizajes.

Te puede interesar:  6 consejos para mujeres ejecutivas, por mujeres trabajando en la Compañía Coca-Cola

El reto de conciliar el trabajo y la familia

Mariela López es Market Development Manager para Guatemala & Belice. Al mismo tiempo es esposa de Alexis y madre de Arianna y Alexa de 4 y 2 años respectivamente. Tiene 12 años en la Compañía, con un rol de alta demanda ejecutiva.

“Ser mamá, esposa y ejecutiva es un reto cada día, y en mi caso todavía lo estoy descifrando, siendo que mis hijas todavía son pequeñas”, reflexiona Mariela en cuanto al tema de conciliar el crecimiento profesional con la vida en familia.

Vielka Guzmán es Gerente de Asuntos Públicos & Comunicaciones en la Compañía para la región Caribe. Tiene 2 hijos, César Augusto de 14 y Maria del Mar de 12 y una trayectoria profesional que representa 9 años.

Para Vielka, aún existen muchas oportunidades de mejora con respecto al rol de la mujer en la sociedad, aunque reconoce que el mundo laboral actual ofrece mejores y mayores espacios para las mujeres que años atrás.

“Dentro de la Compañía Coca-Cola he visto que el rol actual de las mujeres es determinante en la construcción del futuro de la Compañía. Se crean nuevos espacios en donde no solo se empodera el talento femenino, sino también se impulsa su desarrollo y potencial dentro de la organización. Hoy vemos como posiciones de relevancia están siendo ocupadas por mujeres muy capaces que están incidiendo de manera directa en el negocio”.  

Desde la experiencia de Vielka el gran reto ha sido conciliar la carga laboral con la agenda familiar. “Soy una madre muy involucrada en el desarrollo de mis hijos y esto requiere tiempo, lo que generalmente falta. Sin embargo, he podido desarrollar una dinámica que –en la mayoría de los casos- suple ambas demandas”.

Betina Suanno es Directora de Marketing para Coca-Cola en Venezuela. Tiene 7 años en la Compañía, está casada y tiene 2 hijos, José Joaquín 4 años y Clarisa Elena 2 meses. Ella también considera que si bien las mujeres están avanzando en su desarrollo profesional, “en Latinoamérica aún siento que las mujeres tenemos miedo de ir por cargos altos”. Para romper con este “miedo” y avanzar en su carrera Betina se propuso animarse a salir de la zona de confort.

Pierangela Sierra es Nutrition Bevs Director en Coca-Cola Ecuador. Tiene 22 años de casada, tres hijos,  Rafaella, Martín y Sebastián, y 13 años en la Compañía. Ella se concentra en las fortalezas propias del talento femenino innato: “La maternidad es la mejor escuela de liderazgo femenino, y está en nuestras manos educar hijos e hijas despojados de los viejos paradigmas, para tener hogares y sociedades más equilibradas”, sostiene a la hora de abordar el tema.

Una estrategia para lograrlo

La estrategia de Vielka ha sido establecer rutinas y apegarse a ellas. “Trazar una agenda para mis hijos en base a sus gustos y necesidades durante los días de semana, de manera que puedan aprovechar bien su tiempo y vivir experiencias que enriquezcan su desarrollo sin depender directamente de mí”.

Para ella la clave para accionar esta estrategia ha sido contar con una red de apoyo familiar en donde todos aportan, ya sea con horas de cuidado, traslados, etc. Pero además,  “el adecuado uso y entendimiento de las herramientas que ha desarrollado la Compañía, tales como flex time, my time, work from home”, como factor determinante para conciliar los retos laborales con la vida familiar.

Pierangela Sierra es Nutrition Beverages Director en The Coca-Cola Company para la región Andina

Betina también hace énfasis en construir una red de apoyo, en su caso cuenta con el apoyo incondicional de su esposo “quien siempre me ha motivado a ir por más.

En este sentido, Mariela también reconoce haber encontrado apoyo en la Compañía, que le brindó herramientas para superar el nacimiento de su primer hijo. “En esa época de mi vida la Compañía impartió un curso llamado Achieve your best self, allí escuché algo que me hizo ver las cosas diferente. Nos propusieron que nos entendiéramos como un gráfico de barras, donde cada barra es un rol. La clave está en saber qué porcentaje de atención necesita cada barra según el momento.  A veces el rol de mamá necesita más atención que el rol de profesional y a veces es al revés”.

Pierangela pone énfasis en focalizar sus esfuerzos detrás de aquellas actividades que la energizan, “para mí el secreto está en encontrar un significado detrás de cada cosa que haces en tu vida, eso significa definir qué actividades tienen sentido hacer en el día a día, cuáles me proporcionan felicidad y en qué cosas puedo ser mejor que en otras”. De esta manera, asegura que logra ser más productiva y estar contenta, tanto con su trabajo como con sus  responsabilidades en la casa, sus hijos, el colegio, la familia. “Eso para mí es encontrar un estilo de vida balanceado”

Una fuente de inspiración

“Para mí un aspecto determinante es el poder tener de manera cercana una mujer que te inspire, una mujer que te sirva de 'role model', alguien a quien admires”, comenta Pierangela. “Hay muchas mujeres a lo largo de la historia dignas de admirar, y muchas muy cerca de nosotros, que el día a día nos inspiran y nos invitan a soñar”.

Vielka recuerda que siempre veía a la madre de una amiga en el colegio, “la única madre que trabajaba y conducía su propio carro.  Ella llegaba todas las mañanas a dejar a mi amiga y luego en la tarde la recogía. Para mí aquello era como ver una heroína. Me encantaba verla vestida de ejecutiva y siempre pensé que de grande quería tener un carro como ella y trabajar”.

Mariela identifica a su madre como principal influencia de empoderamiento. “Es la persona más resiliente, constante, comprometida y entregada que conozco.  En la mayoría de decisiones importantes que he tomado en la vida la he tenido a ella como referente”.

Betina también se ha sentido inspirada por otras mujeres, “he tenido el privilegio de tener buenos ejemplos a mi alrededor de mujeres trabajadoras como mi mamá, mi suegra, mis jefas, amigas y compañeras de trabajo, que me han demostrado que se puede ser exitosa tanto en la casa como en el trabajo”.

Betina Suanno es Directora de Marketing para Coca-Cola en Venezuela. Tiene 7 años en la Compañía, está casada y tiene 2 hijos, José Joaquín 4 años y Clarisa Elena 2 meses. 

Para Betina es muy importante estar preparada para manejar la culpa. “Esa culpa de cualquier cosa que le pase a nuestros hijos cuando no estamos o por no estar 100% del tiempo con ellos. Esa culpa es autoimpuesta y sólo nosotras las sentimos, porque   realmente es el tiempo de calidad es lo que cuenta, y los hijos necesitan mamás realizadas en todos los aspectos de su vida”.

Pierangela se inclina por el empoderamiento desde adentro, en el autoconocimiento como manera de alcanzar la plenitud profesional sin culpas. “Somos las propias mujeres las que nos ponemos nuestras propias barreras y autolimitaciones, y es importante el poder proporcionarnos a nosotras mismas herramientas que nos ayuden a sacudir los miedos o inseguridades y sacar a la luz la mujer asertiva y líder que todas llevamos dentro. Tenemos que ser más arriesgadas, aprender a comunicar con poder y liberarnos del sentimiento de culpabilidad, buscar tener el valor y voluntad para hacerlo”.

 

Si quieres conocer más detalles de las experiencias de estas 4 mujeres trabajando en la Compañía te invitamos a leer sus entrevistas completas:

Pierangela Sierra: “La maternidad es la mejor escuela de liderazgo femenino”

Betina Suanno: “Los hijos necesitan mamás realizadas en todos los aspectos de su vida”

Mariela López: “Mi mayor influencia como mujer ha sido mi madre”

Vielka Guzmán “Mi estrategia ha sido establecer rutinas y apegarme a ellas”